Una buena aspiración reduce el riesgo de contaminación de aerosoles

Aspiración clínica dental

Autor del artículo: Tommaso Brivio, especialista de producto de Cattani en Incotrading.

La generación de aerosol y spray en el aire durante los procedimientos dentales es evidente para el dentista, el personal de clínica y el paciente. Una nube de materia particulada extremadamente fina (aerosol) y fluido en suspensión (spray) es claramente visible durante los tratamientos, especialmente con el uso de instrumental rotativo, jeringas aire-agua, ultrasonido y aero-pulidores.

Aunque sea un fenómeno conocido desde hace mucho tiempo, con los primeros estudios sobre el tema al final de los años ’60 (1-9), el riesgo de propagación de infecciones debido al aerosol es menos obvio.

Con la llegada de virus altamente contagiosos como SARS y COVID-19 resulta ahora mucho más evidente y preocupante (10-12).

¿Como reducir el riesgo?

Los organismos de Salud internacionales, nacionales y autonómicos han publicado en estos meses numerosas guías y manuales para enfrentarse al riesgo de contaminación por COVID-19 en una clínica dental (13-17). En todos se recomiendan los protocolos a seguir, los equipos de protección individual (EPIs) como guantes, mascarillas y batas, los desinfectantes a usar y los consejos clínicos para minimizar el riesgo.

Desde un punto de vista práctico, la manera más fácil de eliminar la contaminación de aerosol es eliminar inmediatamente dicho aerosol de la zona de tratamiento, de manera directa, antes que pueda difundirse en el ambiente. El uso de aspiración de alto volumen (HVE) permite la reducción de este tipo de contaminación de más de un 90% (18-22).

La aspiración de alto volumen (HVE)

Por aspiración de alto volumen (High Volume Evacuator: HVE) se entiende un dispositivo de succión que evacua sólidos, líquidos, aerosoles y gasas de la cavidad bucal con unos parámetros definidos por la normativa UNE-EN ISO 10637:2018:

    • Caudal de aire aspirado en la cánula: 250 N l/min
    • Depresión máxima: 250 mbar

Para conseguir este tipo de resultado serán necesarios 3 factores fundamentales:

  • Un motor de aspiración potente que pueda dar este resultado también cuando todos los sillones estén trabajando.
  • El uso del terminal de diámetro 16mm del sillón con cánulas específicas para esta función. Se ha demostrado insuficiente para eliminar los aerosoles el uso de eyector de saliva o cánula quirúrgica (18). Solo con el uso de cánulas para aerosoles, de gran diámetro, se consigue el caudal necesario.
  • Una planificación correcta de los tubos de aspiración y del cuarto de máquinas.

Es posible medir a través de un flujómetro (o caudalímetro) el caudal aspirado por el terminal. El flujómetro es un tubo graduado con en su interior un flotador plástico. Conectado a un sistema de aspiración, el flujo de aire levanta el flotador y marca en el tubo la cantidad (caudal) de aire que está pasando, que está siendo aspirado por la cánula.

Ilustración 1 – Caudal 35 l/min
Ilustración 2 – Caudal de 250 l/min
Ilustración 3 – Caudal 400 l/min

Con este instrumento podemos medir en las cánulas de diámetro 16 de los sillones de la clínica si estamos trabajando en seguridad (caudal mayor o igual a 250 l/min) o en una situación de riesgo. Es importante hacer este tipo de prueba con todos los sillones en funcionamiento.

En estas imágenes se puede apreciar la medición con tres motores diferentes. Uno resulta insuficiente, con un caudal muy escaso para trabajar con seguridad (Ilustración 1).

En el segundo caso trabajamos al límite de lo que consideramos HVE (Ilustración 2): si estamos en esta situación con todos los sillones en función (funcionamiento), se puede considerar un resultado suficiente. Si todas las cánulas de uso habitual en la clínica no están levantadas, este resultado empeorará al levantar alguna cánula más, poniéndonos en situación de riesgo.

El último caso (Ilustración 3) es lo que consideramos una aspiración muy buena, con un caudal tan elevado que garantiza la máxima seguridad de trabajo, con una excelente eliminación de los aerosoles.

¿Cómo mejorar mi sistema de aspiración y trabajar con seguridad?

Si necesitamos aumentar la cantidad de aire en entrada dentro de las cánulas, la principal intervención es la mejora del cuarto de máquinas.

Aumentar la potencia de las aspiraciones resultará fundamental.

La intervención más fácil, inmediata y accesible es con Turbo Smart de Cattani. Cuando tenemos una aspiración Turbo Smart o Turbo Smart Cube, podemos potenciar la misma máquina, aumentando su caudal máximo de aspiración (de 1400 l/min a 1800 l/min) simplemente adquiriendo una ampliación del software llamada comúnmente “password”. Se puede hacer en cualquier momento y no hace falta modificar nada de la instalación.

Cuando tengamos Micro Smart como aspiración, para poder aumentar el caudal será necesaria la instalación de una segunda Micro Smart en paralelo con la primera. De esta manera tendremos el doble de caudal y además un sistema “back-up”: en caso de avería de una máquina, tendremos la otra activa, para poder terminar el tratamiento y seguir trabajando.

Puede consultar el servicio técnico oficial de Cattani para estudiar sin compromiso las posibilidades en su clínica.

Bibliografía

  1. Faecher RS, Thomas JE, Bender BS. Tuberculosis: A growing concern for dentistry? JADA 1993;124(1):94-104.
  2. Nash KD. How infection control procedures are affecting dental practice today. JADA 1992;123(3):67-73.
  3. Earnest R, Loesche W. Measuring harmful levels of bacteria in dental aerosols. JADA 1991;122(12):55-7.
  4. Travaglini EA, Larato DC, Martin A. Dissemination of organisms bearing droplets by high-speed dental drills. J Prosthet Dent 1966;16:132-9.
  5. Miller RL. Generation of airborne infection by high speed dental equipment. J Am Soc Dent 1976;6:14-7.
  6. Micik RE, Miller RL, Mazzarella MA, Ryge G. Studies on dental aerobiology: I. Bacterial aerosols generated during dental procedures. J Dent Res 1969;48:49-56.
  7. Miller RL, Micik RE, Abel C, Ryge G. Studies on dental aerobiology: II. Microbial spatter discharged from the oral cavity of dental patients. J Dent Res 1971;50:621-5.
  8. Holbrook WP, Muir KF, Macphee IT, Ross PW. Bacteriological investigation of the aerosol from ultrasonic scalers. Br Dent J 1978;144:245-7.
  9. Williams GH III, Pollok NL III, Shay DE, Barr CE. Laminar a ir purge of microorganisms in dental aerosols: prophylactic procedures with the ultrasonic scaler. J Dent Res 1970;49:1498-504.
  10. Li Q, Guan X, Wu P, Wang X, Zhou L, Tong Y et al. Early Transmission Dynamics in Wuhan, China, of Novel Coronavirus-Infected Pneumonia. N Engl J Med 2020;382:1199.
  11. Van Doremalen N, Bushmaker T, Morris DH, Holbrook MG, Gamble A, Williamson BN et al. Aerosol and Surface Stability of SARS-CoV-2 as Compared with SARS-CoV-1. N Engl J Med. 2020; 382(16):1564-1567
  12. Peng X, Xu X, Li Y, Cheng L, Zhou X, Ren B. Transmission routes of 2019-nCoV and controls in dental practice. Int J Oral Sci. 2020;12:9.
  13. Centers for Disease Control and Prevention. Coronavirus disease 2019 (COVID-19). Guidance for Dental Settings. Interim Infection Prevention and Control Guidance for Dental Settings During the Coronavirus Disease 2019 (COVID-19) Pandemic [Internet]. Atlanta: CDC; 2020
  14. NHS England and NHS Improvement. COVID-19 guidance and standard operating procedure. For the provision of urgent dental care in primary care dental settings (from 8 June 2020) and designated urgent dental care provider sites [Internet]. London: NHS; 2020
  15. NHS England and NHS Improvement. Standard operating procedure. Transition to recovery. A phased transition for dental practices towards the resumption of the full range of dental provision [Internet]. London: NHS; 2020
  16. Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social. Procedimiento de actuación para los servicios de prevención de riesgos laborales frente a la exposición al SARSCoV-2 [Internet]. Madrid: MSCBS; 2020
  17. Consejo General de Dentistas de España. Plan estratégico de acción para el periodo posterior a la crisis creada por el COVID-19 [Internet]. Madrid: COE; 2020.
  18. Bentley CD, Burkhart NW, Crawford JJ. Evaluating spatter and aerosol contamination during dental procedures. JADA 1994;125: 579-84.
  19. Harrel SK, Barnes JB, Rivera-Hidalgo F. Reduction of aerosols produced by ultrasonic scalers. J Periodontol 1996;67(1):28-32.
  20. Jacks ME. A laboratory comparison of evacuation devices on aerosol reduction. J Dent Hyg 2002;76(3):202-6
  21. Klyn SL, Cummings DE, Richardson BW, Davis RD. Reduction of bacteria-containing spray produced during ultrasonic scaling. Gen Dent 2001;49(6):648-52.
  22. Harrel SK, Barnes JB, Rivera-Hidalgo F. Aerosol reduction during air polishing. Quintessence Int 1999;30:623-8.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies